Roscón de reyes relleno de chocolate
enero 6, 2019 1:19 pm

Cada año hay más variedad de sabores en los dulces navideños. Hoy en día los casi olvidados turrones de sabores clásicos, se hacen un hueco entre una asombrosa variedad de sabores, tales como el arroz con el leche, la crema catalana, el mojito, o hasta la lima con foie. Lo mismo le ocurre a los roscones, pues aunque su evolución parece más lenta, al clásico roscón de reyes, pronto le empezaron a aparecer rivales, como el relleno de nata, de yema, de trufa, de crema o de mazapán. Hoy os vamos a enseñar la receta de roscón de reyes relleno de chocolate.

 

 

 

 

 

No os confundáis con el roscón relleno de trufa, pues este último es más conocido por todos, y por tanto más habitual en las tiendas. El relleno de ambos roscones es diferente. Si os gusta el sabor más suave y la textura más similar a la de la nata, entonces os recomendamos el roscón relleno de trufa. El relleno de este roscón de chocolate es más fuerte, su sabor gustará más a los chocolateros, y su textura es más similar a la de la crema. Las cantidades del relleno son orientativas, pues en función de cómo nos guste el chocolate, añadiremos más nata o más chocolate.

 

 

 

 

No es recomendable mojarlo en chocolate caliente como sin duda muchos harán la mañana de Reyes. La mezcla resultaría redundante y empalagosa. Este roscón se recomienda comer solo, o como mucho mojado en un poco de leche para suavizar el fuerte sabor de su relleno.

 

 

 

 

 

 

 

Receta de roscón de reyes relleno de chocolate

Roscón de reyes

Ingredientes:

 

 

 

 

  • 350 g de harina de fuerza
  • 80 g de azúcar
  • 2 huevos
  • 30 g de levadura fresca
  • 25 ml de leche
  • 20 ml de ron
  • 10 ml de agua de azahar
  • 50 g de mantequilla
  • Piel rallada de 1 naranja
  • Piel rallada de 1 limón
  • Un pellizco de sal
  • Frutas escarchadas
  • Azúcar bolado (si no tenemos, podemos humedecer pegotes de azúcar con agua)
  • Almendras laminadas

 

 

 

Ingredientes para el relleno de chocolate:

 

 

 

 

 

  • 300 g de chocolate negro
  • 300 ml de nata (especial para montar)

 

 

 

Elaboración

 

 

 

Metemos la levadura en un vaso con 90 ml de agua templada y mezclamos. Reservamos.

 

 

 

 

Roscón de reyes

 

 

 

En un bol, añadimos el azúcar, la harina, y una pizca de sal. Mezclamos todo y ahora añadimos la mantequilla, la leche, el ron, la ralladura de naranja y la de limón, el vaso de agua con la levadura y el agua de azahar.Removemos hasta conseguir una masa homogénea.

 

 

En otro bol batimos un huevo y la yema de otro. Agregamos a la combinación anterior y mezclamos bien. Reservamos la clara sobrante.

 

 

 

 

 

Roscón de reyes

 

 

 

 

Ahora pondremos de harina en una superficie para trabajar la masa.Iremos amasando y añadiendo más harina si  la masa nos lo pide.

 

 

 

 

Roscón de reyes

 

 

 

Una vez amasada, hacemos la forma del roscón. Para ello alargamos la masa hasta conseguir un cilindro grande y juntamos ambos extremosformando el aro del roscón.

 

 

 

 

A continuación cubrimos una bandeja de horno con papel vegetal y lo tapamos con papel transparente. Debe reposar 2 horas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Precalentamos el horno a 200º con calor arriba y abajo.

 

 

 

 

 

 

Utilizamos ahora la clara del huevo que habíamos apartado para pintar el roscón y que nos quede brillante. Lo decoramos con el azúcar bolado, las almendras y por supuesto la fruta.

 

 

 

 

 

Roscón de reyes

 

 

 

 

 

Metemos nuestro roscón de reyes en el horno hasta que quede dorado. Aproximadamente 15 minutos.

 

 

 

 

 

 

 

Abrimos el horno y dejamos lo vamos a dejar enfriar para poder abrirlo y rellenarlo. Aprovecharemos este tiempo para hacer nuestro relleno de chocolate.

 

 

 

 

 

 

 

Ponemos a calentar la nata en un cazo a fuego lento sin dejar de remover. Cuando rompa a hervir añadiremos el chocolate que previamente habremos troceado. Removemos hasta que se disuelva y apartamos el cazo.

 

 

 

 

 

 

 

Roscón de reyes chocolate

 

 

 

 

 

Ahora cortamos el roscón (ya a temperatura ambiente) por la mitad con mucho cuidado para que no nos queden zonas más gruesas que otras.

 

 

 

 

 

 

 

Ponemos la mezcla o ganaché de chocolate en una manga pastelera y vamos cubriendo la base con nuestro relleno. Una vez cubierto le ponemos la tapa del roscón. Apretamos un poco para que quede bien sellado, y ¡listo para cortar y comer! Conservar en la nevera.

 

 

 

 

 

 

 

 

Okdiario.com