Buniak dice que el mercado internacional se aleja del país
enero 8, 2019 7:02 am

 

 

A juicio del economista Leonardo Buniak, la capacidad del gobierno venezolano por conseguir fondos del mercado financiero internacional, para impulsar proyectos de desarrollos, estar al día con la balanza de pagos o el hueco fiscal, honrar sus compromisos contractuales con el exterior y hasta las importaciones “se verá fuertemente impactada” a la víspera del 10 de enero luego de la juramentación de Nicolás Maduro para un nuevo período presidencial 2019-2025.

 

 

El experto considera que la capacidad de la economía interna venezolana se verá también afectada como consecuencia de las sanciones económicas y financieras impuestas por Estados Unidos, Canadá y Europa.

 

 

“Las distintas modalidades de sanciones económicas y financieras se van a mantener y se van a profundizar que limitarán la capacidad del país de levantar inversiones, capitales y acudir a los mercados internacionales de deuda”, argumentó el especialista.

 

 

“Venezuela comienza a quedarse aislada en el campo político y financiero, los flujos de capitales internacionales se alejan. Venezuela no es aconsejable para viajar y eso obstruye los ingresos por divisa y toda esta situación se dramatiza con la posición del Grupo Lima que no reconocen a Maduro”, agregó.

 

 

El especialista hizo referencia a una de las medidas acordadas por el Grupo de Lima en contra de Maduro, de impedir la entrada en esos países de altos funcionarios del régimen venezolano.

 

 

El bloque también acordó elaborar listas de personas naturales y jurídicas vinculadas al Gobierno con las que entidades financieras y bancarias de sus países no deberán operar o prevenir su acceso al sistema financiero y, de ser necesario, congelar sus fondos y otros activos o recursos económicos.

 

 

También el Grupo acordó restringir el otorgamiento de préstamos al régimen de Maduro en los organismos financieros internacionales y regionales de los que son parte.

 

 

Buniak consideran que estás medidas aíslan al Gobierno del mercado financiero internacional y regional.

 

 

 

EU