Amplían el toque de queda por la COVID-19 en el estado más poblado de Venezuela
mayo 30, 2020 8:09 pm

 

 

 

Según el gobierno en disputa, Venezuela registra 14 muertes por COVID-19 y 1.370 casos confirmados

 

 


Por AFP


 

Una mujer empuja un carrito cargado con botellas de agua recolectadas de un grifo improvisado en una calle de Maracaibo, Venezuela, el 25 de mayo de 2020, durante la pandemia del coronavirus COVID-19.

 

 


El gobierno de Venezuela anunció este viernes la ampliación del toque de queda declarado en el estado Zulia, fronterizo con Colombia, ante la pandemia del nuevo coronavirus.

 

 

“El presidente Nicolás Maduro ha decidido decretar la emergencia sanitaria en todo el estado Zulia, con énfasis en la ciudad capital, Maracaibo” y ampliar a un nuevo municipio el toque de queda nocturno decretado hace diez días en dos municipios limítrofes con Colombia, dijo el ministro de Comunicación e Información del gobierno en disputa, Jorge Rodríguez.

 

 

En una declaración transmitida por la televisión estatal, Rodríguez vinculó la decisión con el aumento de casos relacionados con un mercado popular de alimentos y productos básicos que fue cerrado el pasado domingo por las autoridades al tildarlo como “epicentro” de contagios en esta región de cinco millones de habitantes.

 

 


Refugiados venezolanos en Cali, duermen en un parque y sueñan con volver a casa

 


En el emblemático parque de las banderas, en el sur de Cali, Colombia, cientos de venezolanos toman plazas, parques y lugares públicos, en busca de ayuda. Familias enteras se instalan en campamentos improvisados, a la espera de corredores humanitarios que les permitan volver a casa.
Con una población de 30 millones de habitantes, Venezuela ha declarado toques de queda efectivos de las 16:00 a las 10:00 hora local en cinco estados (Zulia, Táchira, Apure, Bolívar y Amazonas), todos fronterizos con Colombia o Brasil.

 

 

Hasta este viernes, según Rodríguez, Venezuela registra 14 muertes por COVID-19 y 1.370 casos confirmados, cifras cuestionadas por organizaciones como Human Rights Watch (HRW), que considera que “no son creíbles”.

 

 

La pandemia de coronavirus encontró al país con su economía devastada por la hiperinflación y seis años de recesión económica, una crisis que ha provocado el éxodo de unos cinco millones de migrantes desde finales de 2015, según la ONU.

 

 

AFP



0 comments