Pence defiende a Trump, comenta sobre Obama, artículo del NYT y libro de Bob Woodward
septiembre 9, 2018 1:51 pm

El vicepresidente Mike Pence, en la foto durante un discurso en Washington el 24 de agosto de 2018, criticó las declaraciones hechas el fin de semana por el expresidente Barack Obama en eventos políticos demócratas donde condenó directamente las políticas de temor del gobierno de Donald Trump.

 

 

El vicepresidente Mike Pence, criticó duramente un discurso del expresidente Barack Obama sobre el presidente Trump y los legisladores republicanos.

 

 

 

“Fue muy decepcionante ver al presidente Obama romper con la tradición de los expresidentes, y volverse tan político y desplegar los mismos argumentos cansados que él y los liberales han hecho en los últimos ocho años”, dijo Pence el domingo durante una entrevista en Fox News.

 

 

 

“La verdad es que el pueblo estadounidense en 2016 rechazó la política y la dirección de Barack Obama cuando eligieron al presidente Donald Trump”, agregó Pence, quien a lo largo de las constantes y acerbas críticas de Trump contra Obama desde cuando era candidato presidencial hasta el presente nunca ha comentado respecto a la también tradición de que los nuevos presidentes no comentan sobre sus antecesores.

 

 

 

Obama: “El gobierno de EE.UU. no está a la venta”

 

 

 

El sábado el expresidente Barack Obama, dijo a los asistentes a un evento demócrata que el gobierno de los Estados Unidos “es un gobierno para todos. No está a la venta”.

 

El expresidente Barack Obama habla a votantes demócratas mientras hace campaña en apoyo de los candidatos del Partido al Congreso de California, el sábado 8 de septiembre de 2018 en Anaheim, California (AP Photo / Ringo H.W. Chiu)

 

 

Obama ha mantenido un bajo perfil público desde que dejó el cargo, pero con las elecciones de mitad de período en noviembre, habló el sábado en un concentración política en Anaheim, California, en apoyo a los candidatos demócratas en distritos ganados por la candidata presidencial demócrata Hillary Clinton en 2016.

 

 

 

“Estamos obligados por la idea de que este es un gobierno de, para y por la gente”, dijo. “No tenemos una situación en la que algunos sean más iguales que otros”.

 

 

 

 

“Lo que está en juego es alto en esta elección”, advirtió Obama, refiriéndose a las elecciones legislativas que se verán como un referéndum sobre la administración presidencial de Donald Trump y el gobierno republicano en Washington. “Este es un momento consecuencial en nuestra historia. Y el hecho es que si no damos un paso adelante, las cosas pueden empeorar … Pero la buena noticia es que, en dos meses, tendremos la oportunidad de restablecer la cordura en nuestra política.”

 

 

 

Obama también dijo que la mayor amenaza para la democracia en Estados Unidos no es un individuo, ni tampoco son partidarios políticos adinerados.

 

 

 

“Es apatía”, dijo. “Es indiferencia. No estamos haciendo lo que se supone que debemos hacer”.

 

 

 

El viernes, Obama hizo su primera aparición en la batalla electoral de mitad de período, en un discurso en la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign, donde aceptó un premio de ética en el gobierno y dijo a los estudiantes en la audiencia: “Debes votar porque nuestra democracia depende de ello”.

 

 

 

En términos inusualmente directos, expresó claramente sus preocupaciones sobre la política en la era de Trump. Afirmó que “es un síntoma, no una causa” de lo que está dividiendo al país, agregando que el presidente, está capitalizando los resentimiento, miedos y rabias que los políticos han avivado.

 

 

 

Quien escribió artículo del NYTimes debe renunciar

 

 

 

El vicepresidente de EE.UU., Mike Pence, llamó el domingo al alto funcionario anónimo que lleva a cabo una resistencia interna a la administración Trump para “hacer lo honorable y renunciar”.

 

 

 

Pence dijo a Fox News Sunday que el funcionario, que escribió un artículo de opinión en The New York Times la semana pasada que calificó a Trump de amoral, estaba “violando literalmente un juramento, no al presidente, sino a la Constitución” al tratar de socavar La presidencia de Trump.

 

 

 

Pence reiteró que no escribió el artículo a pesar de que contenía una palabra inusual, “lodestar”, que significa alguien que sirve de inspiración, que ha utilizado en numerosos discursos.

 

 

 

El vicepresidente dijo que aceptaría tomar una prueba de detector de mentiras “en un abrir y cerrar de ojos”, pero dijo que le correspondía a Trump decidir si otros funcionarios de la Casa Blanca deberían hacer lo mismo para tratar de identificar quién escribió el artículo.

 

 

 

Pence dijo que no sabe quién lo escribió. El funcionario dijo que él o ella era parte de una resistencia interna “trabajando diligentemente desde adentro para frustrar partes de su agenda y sus peores inclinaciones”.

 

 

 

El libro de Woodward

 

 

 

El artículo apareció un día después de que se revelaran los primeros detalles del nuevo libro del veterano periodista de investigación Bob Woodward, “Miedo: Trump en la Casa Blanca”, que describe las caóticas operaciones de la Casa Blanca bajo Trump, con sus propios funcionarios clave de la administración atacándolo como peligrosamente ignorante de los asuntos mundiales.

 

 

Bod Woodward, periodista investigador que ha escrito un libro sobre la Casa Blanca de Donald Trump.
El presidente Donald Trump y otros funcionarios de la Casa Blanca han atacado el libro de Bob Woodward como ficción. Pero el autor dijo a CBS el domingo que la afirmación del presidente de que no habla de la manera en que Woodward lo citó es “incorrecta”, diciendo que su informe fue “meticuloso y cuidadoso”, respaldado por cientos de horas de entrevistas con asistentes de Trump actuales y anteriores.

 

 

 

Woodward dijo que no tiene idea de quién fue el autor del artículo del New York Times, pero dijo que la vaga descripción que hace de los eventos de la Casa Blanca no cumple con su propio estándar para reportar lo que pasa en la administración de Trump.

 

 

 

El vicepresidente Pence defendió el desempeño de Trump, diciendo que el presidente promueve “un debate vigoroso” dentro de la Casa Blanca sobre asuntos de política pública, y luego “toma la decisión. Está al mando”. Pence lo llamó “un presidente de energía casi ilimitada”.
 

 

Voz de América



0 comments