¡No soporto el dolor de espalda! ¿Qué hago?
octubre 10, 2017 1:36 am

El dolor de espalda es una de las dolencias más comunes y frecuentes hoy en día. (Según estadísticas el 80% de la población ha sufrido alguna forma de dolor de espalda durante la vida). El dolor de espalda puede ser causado por las malas posturas en el trabajo y al estar sentados frente al computador.

 

También por errores a la hora de realizar ejercicios o no realizar ejercicio alguno, levantar objetivos pesados, movimientos bruscos, exposición a la vibración producida por vehículos o maquinaria industriales.

 

¿Qué es el dolor de espalda?

El dolor de espalda puede ser desde un dolor leve y constante hasta punzadas agudas repentinas que dificulten el movimiento. El dolor puede surgir de repente, con una caída o al levantar algo pesado. También puede empeorar poco a poco.

 

¿Quiénes sufren de dolor de espalda?

Cualquiera puede sufrir de dolor de espalda, pero hay varios factores que aumentan el riesgo de padecerlo, entre ellos:

 

Envejecer

El dolor de espalda es más común a medida que se envejece. El dolor puede comenzar entre los 30 y 40 años de edad.

 

Tener una pobre condición física

El dolor de espalda es más común entre aquellas personas que no realizan ejercicio con regularidad (sedentarismo).

 

Aumentar de peso

Una dieta alta en calorías y grasas puede hacerle aumentar de peso. El sobrepeso puede hacer que la espalda se esfuerce demasiado y causar dolor.

 

Factores hereditarios

Algunas causas del dolor de espalda, como la espondilitis anquilosante, un tipo de artritis que afecta la columna vertebral, pueden tener un componente genético.

 

Tener otras enfermedades

Algunos tipos de artritis y cáncer podrían causar dolor de espalda

 

Hacer algunos tipos de trabajo

Levantar, empujar y jalar al mismo tiempo que se tuerce la columna vertebral puede causar dolor de espalda. Si trabaja en un escritorio todo el día y no se sienta derecho, también podría tener dolor de espalda.

 

Fumar

Si usted fuma, es posible que su cuerpo no pueda llevar suficientes nutrientes a los discos de la espalda. La tos de fumadores puede provocar dolor de espalda. A los fumadores les toma más tiempo recuperarse, así que el dolor de espalda podría durarle más tiempo.

 

Otro factor es la raza

Por ejemplo, las mujeres de raza negra tienen de dos a tres veces más probabilidad que las mujeres de raza blanca de tener un disco dislocado.

 

¿Cuáles son las causas del dolor de espalda?

espalda ¡No soporto el dolor de espalda! ¿Qué hago?El dolor de espalda puede tener muchas causas. Los problemas relacionados con la mecánica de la espalda misma pueden causar dolor.

 

Por ejemplo:

-Discos lesionados

-Espasmo

-Tensión muscular

-Hernia discal

 

Las lesiones causadas por esguinces, fracturas, accidentes y caídas pueden resultar en dolores de espalda. El dolor de espalda también puede ocurrir junto con algunas otras condiciones y enfermedades tales como:

-Espondilolistesis

-Artritis

-Estenosis lumbar

-Embarazo

-Piedras en los riñones

-Infecciones

-Endometriosis

-Fibromialgia

-Las infecciones, los tumores y el estrés también podrían causar dolores de espalda.

 

¿Se puede prevenir el dolor?

Las mejores medidas preventivas contra el dolor de espalda son:

-Hacer ejercicio regularmente para fortalecer los músculos de la espalda.

 

-Mantener un peso saludable o rebajar si tiene sobrepeso. Para mantener huesos fuertes, necesita ingerir suficiente calcio y vitamina D todos los días.

 

-Mantener una buena postura parándose derecho y evitar levantar objetos pesados mientras sea posible. Si tiene que levantar algo pesado, doble las rodillas y mantenga la espalda derecha.

 

¿Cuándo debo visitar al médico?

Debe visitar al médico si siente: Adormecimiento o cosquilleo, Dolor intenso que no se alivia con descanso, Dolor luego de una caída o lesión. Dolor acompañado de uno de los siguientes problemas Dificultad para orinar, Debilidad, Adormecimiento de las piernas, Fiebre, Pérdida de peso sin estar a dieta.

 

Las pruebas médicas podrían no indicar la causa de su dolor de espalda. Muchas veces, no se llega a saber la causa del dolor de espalda. Sin embargo, el dolor de espalda se puede aliviar aún sin conocer la causa.

 

¿Cuál es la diferencia entre dolor agudo y crónico?

El dolor agudo comienza repentinamente y dura menos de 6 semanas. Es el tipo más común de los dolores de espalda. El dolor agudo puede surgir a consecuencia de caídas, o de levantar objetos pesados. El dolor crónico dura más de 3 meses y es mucho menos común que el dolor agudo.

 

¿Cuál es el tratamiento para el dolor de espalda?

El tratamiento para el dolor de espalda dependerá del tipo de dolor que padezca. El dolor de espalda intenso suele aliviarse sin tratamiento, pero podría tomar acetaminofen, aspirina o ibuprofeno para aliviar el dolor. El ejercicio y la cirugía no suelen utilizarse para tratar el dolor de espalda agudo.

 

Invertir en un colchón nuevo (ortopédico)

Un colchón suave y de poca consistencia puede contribuir al desarrollo de problemas de la espalda Si no se puede comprar un colchón nuevo, consiga una pieza de madera de Plywood de tres cuarto de pulgada (1.90 centrímetros) de grosor la cual debe ser colocada ubicada entre el colchón y el marco de resortes de la cama.

 

Dormir de medio lado y en posición fetal

La mejor posición para que su espalda no sufra a la hora de dormir es de medio lado apoyando la cabeza en una almohada no muy alta, con las rodillas flexionadas y, si puede, con una almohada delgada entre ellas. Igualmente, adecuado consiste en dormir boca arriba, pero es necesario colocar una almohada gruesa debajo de las rodillas y una delgada y pequeña en el área lumbar. Se debe evitar dormir boca abajo, pero en caso que deba hacerlo, es necesario poner una almohada pequeña en el abdomen y otra a la altura de los tobillos.

 

Evitar levantarse de golpe de la cama

Es mejor para la espalda colocarse de medio lado, apoyar el brazo que queda libre en el borde de la cama, bajar una pierna primero y luego la otra e incorpórese lentamente hasta sentarse en la cama. Luego debe ponerse de pie.

 

Evitar el uso de zapatos de tacón alto, ya que puede repercute paulatinamente en los arcos naturales de la espalda

Usar un cojín ergonométrico si permanece mucho tiempo en asientos de automóviles o de la oficina. El cojín debe ser pequeño y ubicado de forma tal que pueda brindar soporte a la espalda. En este sentido, la posición más conveniente es aquella que la espalda puede recostarse con un ángulo de unos 110 grados. Además, es recomendable si se sienta por muchas horas que s levante y camine periódicamente.

 

Evitar fumar

Según estudios realizados fumar afecta la circulación sanguínea lo que incrementa el riesgo de sufrir de dolor de espalda o atrasar su curación. Por esa razón, se recomienda dejar de fumar.

 

Cuidar la forma de levantar los objetos

Al cargar, doble las rodillas, no la espalda. Realice el esfuerzo con las piernas y mantenga los objetos cerca del cuerpo (hasta la altura del pecho). Cuando la carga es pesada, pida ayuda y planee su trabajo antes, de tal forma de evitar movimientos repentinos y traslados de carga excesiva. Dé pasos seguros.

 

Caminar con buena postura

Camine erguido, manteniendo su cabeza en alto y, en lo posible, sin llevar carga (maletines, carteras, etc.). Además, use zapatos cómodos y cuando deba mantenerse de pie por tiempos prolongados, párese con un pie en alto, cambiando de posición frecuentemente.

 

Vigilar el peso

Mantener un peso adecuado ayuda a quitarle tensión a los músculos de la espalda.

 

Mantener una buena postura frente al ordenador

Para evitar dolores no sólo en la espalda producto de la mala posición a la hora de estar frente a un ordenador sino en la cabeza, manos, y cuello, se debe: Mantener la cabeza y el cuello en posición recta, hombros relajados, mantener el tronco apoyado en el espaldar de la silla, mantener el borde superior de la pantalla al mismo nivel de los ojos y a una distancia entre 45 a 70 cm, mantener los antebrazos, puños y manos alineados en posición recta, con relación al teclado, mantener las caderas y las rodillas dobladas en un ángulo igual o ligeramente mayor a 90°, mantener siempre los pies apoyados, preferiblemente utilizar un apoya pies.

 

El asiento de trabajo deberá tener una serie de características para evitar los dolores de espalda como los siguientes:

-La silla debe proporcionar libertad de movimientos y procurando una postura confortables

-La altura deberá ser ajustable

-El respaldo deberá ser inclinable y su altura ajustable

-Se pondrá un reposapiés a disposición de quienes lo deseen

 

Hacer ejercicios para la espalda

Debe hacerlos en la mañana y en la noche, entre 5 y 10 veces cada uno, le ayudará a mantener en forma su espalda (previa consulta con el doctor):

-Balanceo de pelvis: En posición boca arriba, debe flexionar las piernas y colocar los brazos a ambos lados del tronco; aplastar la espalda lo más que pueda contra el suelo. Relájese.

 

-Rodillas al pecho: En la misma postura anterior, llevar ambas piernas flexionadas al pecho, sostener, y volver a la posición inicial.

 

-Postura de orador: Apoyar las manos y rodillas en el suelo, encorvar el tronco hacia arriba; lentamente, sentarse sobre los talones y, relajado, mantener la postura.

 

-Gato y camello: En la misma posición anterior, colocar la cabeza paralela al suelo, arquear el tronco despacio y seguir con un movimiento inverso (hacia abajo), manteniendo los brazos rectos.

 

-Abdominales simples: En posición bocaarriba, flexionar las piernas y cruzar los brazos sobre el pecho. Levantar la cabeza y los hombros, sin despegar la espalda del suelo, sostener contando hasta cinco. Relajar.

 

-Flexión de caderas: En posición bocaabajo, apoyar la barbilla sobre los brazos. Estirar y levantar despacio una pierna, con la pelvis apoyada sobre el suelo. Repetir, varias veces alternas, con la otra pierna.

 

 

Fuente: Agencias



0 comments