Netanyahu se reúne con Trump en un intento por recomponer las relaciones
Febrero 15, 2017 1:48 pm

El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, visita este miércoles la Casa Blanca. Todas las miradas están puestas sobre cuál será la posición del gobierno de Donald Trump, que ha manifestado su apoyo a Israel y su deseo de impulsar la paz en Oriente Medio, según adelantó un funcionario estadounidense.

 

 

 

Esta primera reunión entre los mandatarios representa un “borrón y cuenta nueva” para ambos gobiernos. Netanyahu espera lograr un respaldo sin fisuras de parte de Trump después de las desavenencias con el presidente Barack Obama, quien fue un crítico de la política israelí de levantar asentamientos judíos en territorios palestinos.

 

 

 

Se espera que el presidente siente este miércoles las bases del futuro de la relación de Estados Unidos con Israel, que ha sido un socio tradicional en su política internacional y un enclave estratégico en Oriente Medio. Para Trump esta región fue tratada con “desdén” en los ocho años del gobierno de Obama.

 

 

Durante la campaña electoral, el republicano se presentó como un defensor de Israel e incluso se mostró dispuesto a trasladar la embajada estadounidense a Jerusalén, un asunto delicado puesto que tanto palestinos como israelíes se disputan la ciudad. Eso ha hecho que las delegaciones diplomáticas se asienten en Tel Aviv.

 

 

 

En lo que se refiere a los asentamientos, el mandatario estadounidense ha sido más tibio al asegurar que no los ve como un obstáculo para la paz, aunque cuestiona el impacto de construir nuevos poblados o expandir los existentes más allá de sus fronteras actuales.

 

 

 

No obstante, su elección para encabezar esta sede diplomática apunta al tipo de política por la que apuesta. El nominado, que todavía debe ser confirmado por el Senado, es David Friedman, un abogado de línea dura con Palestina que ha afirmado que no cree que la anexión de la Franja de Gaza por parte de Israel sea ilegal y aboga por el traslado de la embajada a Jerusalén.

 

 

 

Futuro incierto para la paz

 

Un día antes de la reunión, un funcionario de la Casa Blanca indicó que Trump desea ser el facilitador de un acuerdo de paz entre israelíes y palestinos, aunque destacó que Estados Unidos no dictará los términos para lograrla. La paz y no la solución de dos estados es el objetivo, señaló el funcionario que habló en condición de anonimato, según The Associated Press (AP).

 

 

 

Por buena parte del último medio siglo, los gobiernos –tanto republicanos como demócratas– de Estados Unidos han respaldado una solución de dos estados, uno israelí y uno palestino, que fue la base de las conversaciones de paz de Oslo y Camp David.

 

 

 

“Una solución de dos estados que no trae la paz no es una meta que alguien quiera lograr”, dijo el funcionario.” La paz es el objetivo, ya sea en forma de una solución de dos estados u otra cosa. Si eso es lo que quieren las partes, vamos a ayudarles”, afirmó.

 

 

 

Funcionarios del Departamento de Estado manifestaron su sorpresa y aseguraron no haber recibido ninguna indicación de que vaya a haber un cambio de política, según AP.

 

 

 

Los comentarios se producen en un momento de crisis en la región (la política palestina está fracturada por divisiones entre el partido de Fatah, respaldado por Occidente, y el grupo islamista Hamas) y también sorpredieron a los representantes palestinos.

 

 

 

A la espera de que se aclaren los comentarios, Husam Zomlot, asesor del presidente palestino Mahmud Abás, enfatizó en declaraciones a AP que “la solución de dos estados no es algo que se nos ocurrió de pronto” .

 

 

 

 

Fuente: Univisión

Por Confirmado: Gabriella Garcés



0 comments