Militares volverán a censar carros para verificar uso del tag de gasolina
enero 10, 2018 8:06 am

Militares informaron que a partir de hoy comenzará una jornada para volver a censar los vehículos a los que Petróleos de Venezuela les asignó un tag o código de barras para comprar gasolina a precio regulado. La instalación de este dispositivo comenzó en octubre de 2010 y, luego de un año y tres meses, es la primera vez que el gobierno de Nicolás Maduro hace un empadronamiento del mecanismo.

 

 

 

Carlos Yánez, jefe de la Zona Operativa de Defensa Integral (ZODI-Táchira), indicó que 600.000 tag fueron asignados por Pdvsa. “Se ha detectado que una gran cantidad de tags están ilegales, por lo que desde el día miércoles, en coordinación con Pdvsa y el Ministerio de Energía, vamos a iniciar una revisión de todos los tags”, dijo. Añadió que las unidades militares de la Guardia Nacional Bolivariana fueron habilitadas para hacer el nuevo censo.

 

 

 

La diputada al Consejo Legislativo por el bloque oficialista, Neyiver Lugo, indicó que hay gran cantidad de tags que debieron haber sido desincorporados. “Hemos comprobado que los carros que entran como pérdida total a depositarias judiciales, les retiran el dispositivo y luego lo utilizan para vender el combustible en el mercado ilegal”, señaló.

 

 

 

Los conductores deberán acudir a las unidades militares con su vehículo y el título de propiedad, en el que se especifican los seriales del motor y carrocería de manera de compararlos con el dispositivo dispuesto en el vidrio del vehículo. Yánez asegura que con la revisión saldrían de circulación cerca de 150.000 tags. En 10 días será evaluada la medida.

 

 

 

Por varias vías, las personas pudieron adquirir un tag de manera ilegal. Según funcionarios de organismos de seguridad, un conductor podía obtener un dispositivo de barras quitándole las placas a su vehículo y denunciar que se las habían robado. Con el físico de la denuncia emitida por la policía científica, acudía al Instituto Nacional de Tránsito Terrestre y tramitaba nuevas placas. Luego se dirigía al centro de operaciones de Pdvsa y solicitaba la asignación de un tag.

 

 

 

Otro modo fraudulento de obtener un tag de gasolina fue con la traída al Táchira de carros de otros estados. Los registraban en el sistema, les tramitaban la asignación del dispositivo y al obtenerlo, se los retiraban a los vehículos y estos eran luego devueltos a su lugar de origen.

 

 

 

A esto se suma que las asignaciones mensuales de combustible no se correspondían con la capacidad del tanque del automóvil, que por lo general era mucho menor y eran mucho mayores. Estas alteraciones solo podían hacerse a través de la manipulación del sistema. “Por ejemplo, llegó un Aveo que tenía asignado 120 litros diarios, cuando su capacidad es mucho menor”, comentó uno de los gerentes de gasolinera consultados.

 

 

 

LA CIFRA

 

150.000 tags saldrían de circulación con la jornada de revisión de los vehículos, afirmó Carlos Yánez, jefe de la Zona Operativa de Defensa Integral

 

 

 

 

Imagen de referencia

EN